mareada en un tiovivo


ciudad: Madrid
tiempo: se asoma la primavera-verano
cielo: despejado - 0 nubes - venus, jupiter y marte a la vista
estornudos: 3
polen: sin comentarios - sin especificar
emociones: incontrolables
inyección: contra la mamitis


suena en el soundtrack de mi vida: TV On The Radio - Will Do


yo vivo en una ciudad donde la gente no le sobran los minutos, la prisa es la carta de presentación y el estrés el tema de conversación... sin embargo, ese sabor amargo de esta ciudad es adictivo. aunque me acusen de loca o alternativa. 
siempre llevo el mismo jersey, las mismas playeras (zapatillas), un peinado que depende de la toalla al secarme el pelo. mi pelo es la expresión de mi mente desordenada, libre y revelde... pantalones doblados por el tobillo, medias que no van al caso, bolso de cartero.
y así me pierdo entre las calles y recovecos. enfrentando a mi voz que me da identidad.
parezco una fotografía, estrategia de marketing para estar en el TOP OF MIND de la sociedad etiquetada. 


suele pasarme


la gente me confunde con alguien... en incontables ocasiones he pensado que podría tener la cara pintada, algo en la cabeza, un bicho sobre mi o cualquier otra cosa adversa a mi inocencia perdida. me miro al espejo y soy yo. con quién me confunden? miradas que atraviesan mi soledad y se convierten en convivencia visual, mi cara extrañada no da margen y sin embargo no apartan la mirada. ya me acostumbre. 




situaciones en el metro 


tomas una bocanada de alquitrán concentrado antes de abrir las puertas de los suburbios urbanos, bajas las escaleras, te pierdes entre la gente, eres uno más, un bicho de ciudad que busca su entrada para poder salir. desesperadamente no sabes donde metes la llave que te abre las puertas para seguir bajando escaleras, después de un par de empujones y puteadas te das cuenta que está justo donde no tenía que estar. lo incertas y suavemente se desliza entre acero inoxidable, sospechosamente escuchas los frenos acelerados entre riel y riel que anuncian su llegada, echas a correr como un degenerado y cuando estas por entrar escuchas el BIP BIIIIIIIIIIP BIP!!! y te cierran las puertas en la nuez, te giras y... 
próximo 15 MIN.
después de una larga espera mirando la cantidad de mierda que hay por las vías, inhalando oxígeno ficticio, van llegando más, invaden tu espacio, te confundes,  miras para todos lados, te miran, no perteneces, no tienes escapatoria, necesitas llegar... 
una vez dentro pasas por un scanner humanoide polémico y lleno de paradigmas, te etiquetan, telebasura informativa... mucho ruido y cuando menos te lo esperas estas listo para la salir a la superficie. 


mood FFWD (fast forward)


deja vú's, flash back's, realidad, adrenalina, endorfinas, cuando estás cerca.
cómo puede pasar el tiempo en FFWD, incomprensiblemente fascinante.
me encanta que sea así, pasan los días, no me entero, me siento libre, me siento yo, me siento viva... siento la electricidad, me paralisa... se detiene la razón. verdades irreales.
literalmente inexplicable. no entiendo cómo era todo antes.  ¡¿cómo lo hacía?! 
 ¡¿para qué arruinarlo con palabras cojas?!
Shhhh! 


venus y jupiter en el cielo de Madrid.



status: azul - blue - bleu



tip: estar bien es una DECISIÓN.
Nicole Jaramillo